Colección Voyeur

Miércoles 06 de Abril de 2005
Esclavas para todo uso

El mercado de esclavos en Roma constituía una actividad lucrativa y próspera desde los tiempos de la República, aunque se acrecentó luego de las campañas de Julio César y con la consolidación del principado  por César Augusto.
Por cierto, cuando se menciona a los ?esclavos?, se entiende que no sólo se trataba de hombres que terminarían luchando en la arena como gladiadores o mano de obra barata para los trabajos más duros. Los mercaderes ponían especial atención en las mujeres, por ciertas costumbres que habían adquirido las matronas romanas, respecto de la actividad sexual de sus maridos.
Entiéndase por tal, que las damas de la sociedad romana no veían con malos ojos y no tenían el menor problema en que sus maridos se echaran una cana al aire o, más aún, que utilizaran habitualmente a bellas esclavas para satisfacer sus apetitos sexuales.
Por lo general, estas esclavas eran muchachas jóvenes, hermosas, a las que se elegía cuidadosamente entre las más sanas y a las que se cuidaba para que mantuviesen su salud. Y eran las mismas matronas, las esposas de los hombres importantes de Roma, quienes se ocupaban de seleccionarlas con todo esmero, para que sirvieran de solaz y esparcimiento a sus cónyuges.

Se dice que la mismísima Livia ??la madre de Roma??, esposa de Augusto César, a quien el emperador amaba genuinamente, proporcionaba en persona a las más hermosas doncellas para que dieran satisfacción a sus deseos sexuales.
Cuando Roma conquistó el Norte de África, muchas de las mujeres romanas de los gobernadores y demás funcionarios se deslumbraron con el culto de la diosa Ceres, y se consagraron a su servicio, por lo que debían abstenerse de mantener relaciones sexuales. Entonces, como placebo, y dada la cantidad de esclavas que podían conseguirse en los lejanos territorios africanos, les elegían unas cuantas a quienes llevaban a sus casas con expresas intenciones de entretener a sus maridos mientras ellas se dedicaban al culto.
Cabe aclarar que los castigos a los que eran sometidas las esclavas, en caso de no satisfacer los deseos y fantasías de sus amos, eran duros y crueles. Y, es de suponer, que entre las más cotizadas se contaban, naturalmente, las que eran vírgenes , ya que prodigaban el doble placer de gozar de ellas primero desflorándolas y luego entrenándolas para que les prodigaran placer hasta en sus caprichos más exóticos.

 
Publicado por Simon a las 05:00

Respuestas
06 Abril 2005 - 08:15
Enviar un emaileros
Hola Simon, Ya conocía esta dedicación de las esclavas romanas a las apetencias sexuales de sus señores, es obvio que una profesión tan antigüa encaja aún más cuando por medio hay escalvismo. También conocía cómo las mujeres romanas aceptaban que sus maridos pudieran desfogarse con ellas. Lo que se comenta muy poco es si realmente existía esta misma práctica de forma inversa. Existían esclavos de carácter sexual para las mujeres romanas? Imagino que los nobles romanos no serían tan comprensivos con sus mujeres. Y voy más aún, todos conocemos cómo los griegos toleraban y además fomentaban la homosexualidad y el culto al cuerpo masculino. Los romanos también? seguramente más de uno tendría sus guapos esclavos... que dirían de eso las comprensivas romanas? Un cordial saludo, Eros
06 Abril 2005 - 18:11
Enviar un emailSimon Paterson
Estimado Eros: Por cierto que las romanas, especialmente a partir del Principado, se las traían. De hecho, hay un post aquí, que trata del statio cunilinguarum, un cartel hallado en la entrada de los baños, donde había mancebos que se ofrecían (por algunos sextercios, infiero) a dar placer lingual a las matronas romanas antes o después de entrar a los baños... o quizás, antes y después. De hecho, hubo mujeres tan promisculas, como la mismísima hija de César, Livila; Caesona, la esposa del jefe de los pretorianos; la madre de Nerón, Agripinila; Mesalina, esposa de Claudio. Y no olvidemos a las famosae, las prostitutas de la alta sociedad, que sólo lo hacían para divertirse. Muchos cronistas romanos han dejado constancia de la liviandad de la mujer romana, y de las liberalidades que se tomaban con los esclavos. Gracias por tu comentario, Eros. Afectuosamente, Simon
09 Junio 2005 - 18:33
Enviar un emailCarolina
Con respecto a la mujer romana...cuando era sorprendida manteniendo relaciones sexuales hasta por tercera vez con algun esclavo, era acreedora de la Capetis Deminutis maximun. es decir, pasaba de ser libre a no libre... En consecuencia, los legisladoradores romanos eran unos redomados machistas.
09 Junio 2005 - 20:31
Enviar un emailSimon Paterson
¿Te cabía alguna duda de ello? Por supuesto que lo eran, en tanto eran pater familias, con poder de vida y muerte, al menos en teoría, sobre todos los miembros. Claro que también se hacían trampas, y la mayoría de las matronas romanas olvidaron, con el paso de la república al principado y de éste al imperio, los valores de los primeros tiempos. Imagina, si tenían que ser sorprendidas tres veces, cuántos gustos sin ser sorprendidas se darían con los esclavos. Gracias por tu interés y tus aportes. Simón
10 Junio 2005 - 00:17
Enviar un emailCarolina
Es cierto! el recato de la mujer romana llego hasta mas abajo del suelo, especialmente durante el imperio...Concuerdo contigo en que la institucion de la moral romana se fue al trasto...Retomando el tema de la capetis deminutis maximun: se tomaba esa medida para asi asegurar que el heredero de la familia fuera efectivamente hijo del pater ( de familia noble, obvio)y no de un simple esclavo...de ahi encontramos los primeros indicios de la institucion del mayorazgo que siguio rigiendo en Latinoamerica hasta bien entrado el siglo XIX. ( PARECE QUE ME EMOCIONE HABLANDO).
14 Noviembre 2009 - 22:09
Enviar un emailjuegos
Yo tambien tengo a mi mujer como esclava y ella lo disfruta mucho, normalmente en nuestra casa ella esta siempre desnuda y lleva cadenas en sus muñecas y tobillos y un collar de perra con cadena, siempre duerme encadenada a mi lado y ese estilo de vida nos gusta a ambos, no molestamos anadie y somos adultos
20 Abril 2008 - 08:14
Enviar un emailANA
desde muy niña terngo un amo que hace con mi cuerpo todo lo que se le antoja.Soy su exclava y me encanta mi amo.Lo que mas me hace es follarme metido en la cona mucho tiempo, luego sek¡lla mis labios,me ata y me da latigazos hasta que se cansa.Ducha fria,acuesta mi cuerpo culo harriba y acaricia,lame,mordisquea,etc, y me da la vuelta y sigue con lo mismo.Se cansa,me amordaza y tortura mi parte delantera de todas las maneras imaginables.Ducaha fria y me la mete por culo,haciendo luego torturas en culo y piernas. Muchas veces trae amigos y me entrega a ellos.Ya he estado con seis a la vez.Aveces trae amigas que me utilizan para su placeer. Una vez me llevo a un orostibulo y en unas 14-16 horas fui de sesenta clientes que dieron a mi amo unos 50E cada uno y mi amo se puso muy contento, y otra vez me metio con 12 mujeres y lo pase muy bien, pero termine casi muerta los dolores que me dieron fueron grsndes.Mandar email y si mi amo quiere,vende o alquila os dadre mucho olacer.BESITOS
15 Julio 2009 - 02:11
Enviar un emailDavid
soy amo y tengo a mi novia que es mi esclava, me parece que la eslavitud de la mujer es una cosa maravillosa siempre y cuando claro exista amor por ambas partes, obviamente no podemos decir lo mismo de las pobres chicas que sufrieron en esos dias, pero en la actualidad la esclavitud puede resultar muy placentera como modo de vida
02 Febrero 2010 - 12:11
Enviar un emailpincho
Que pena que hoy en dia no esistan exclavas,reconocidas como tales. Menudo negocio el de compraventa de mujeres. Que inmenso placer el tenerlas como animales para usar cuando la polla se me pusiera grande. Que placer,a parte de follar sus tres agugeritos,poder descar mis fustraciones en su cuerpo desnudo,a base de latigo,bara electricidad,chorros de cera incandescente,etc. Que pena que,esa costumbre antigua,no siga en nuestros dias. Exclavas de todas edades.Follar y torturar cuerpos de todas las edades,sin problemas. Que placer si señor. ¿Donde hay que firmar para exclavizar a las mujeres libremente?
02 Febrero 2010 - 12:21
Enviar un emailana
No hace falta ir tan atras.Las mujeres seguimos siendo traficadas para el placer de los machos. Se gana mucha pasta con nuestros cuerpos. Ellos hacen lo que desean con nuestros cuerpos desnudos.Nos follan,producen dolor corporal y emocional,nos hacen sus animales preferidos,etc.¿Que tiene lo antiguo que no lo tengamos hoy?. En prostibulos,pisos,calle,salas de sado,etc,es donde se juega con nuestros cuerpos para el placer del macho que paga por ello.
02 Agosto 2010 - 13:28
Enviar un emailyeti
Tengo en mis dos hermanas y hermano mis esclavos. Mi hermana mayor me enseño el gusto por el sexo.Con su alluda consegui exclavizar a los otros dos.. Son muy sumiso y placenteros.Hago con ellos todo lo que me da la gana.Cada semana uno ejerce de exclavo y los otros dos los dejo en libertad para que se relacionen con los demas. Lo que mas hago es sexo,pues,al que le toca duerme en mi cama.Tambien les hago hacer sexo guey,lesbianismo,exivicionismo,sadomasoquismo,zoofilia y si se portan mal los obligo a prostituirse,que es lo que mas temen. No me hace falta comprar mas exclavos,ya que si quiero a otro u otra,los intercambio por ellas o el. Son mios con 23 y 16 años,ellas y el 18.Yo 21.
02 Noviembre 2010 - 20:53
Susanatorio
Hay de todo;)

Tamaño de letra
Sindicación
Publicaciones
Publicidad
 
 
Categorías
Enlaces